lunes, 6 de noviembre de 2006

Un pionero

Hoy ha muerto Paco Fernández Ochoa. Para quien no le conozca, decir que fue la única medalla de oro española en unos juegos olímpicos de invierno. Ocurrió en Sapporo, Japón, el 13 de febrero de 1972 en el monte Taineyama.

Paco Fernandez Ochoa

Al final de su carrera dejaba atrás otros 37 títulos nacionales, una copa del mundo en la disciplina de eslalon, y sobre todo una hija, Blanca, que sería medalla de bronce muchos años más tarde en Albertville 1992, cerrando así el ciclo de una familia irrepetible, nacida bajo la umbría de los Siete Picos y entregada a la nieve desde entonces.

Paco Fernandez Ochoa

Fue todo un pionero en una época en la que los esquís eran poco más que unos trozos de plástico, y la carencia de tecnología se suplía con creces con técnica y fuerza. Que descanse en paz, en algún pico nevado de la sierra del Guadarrama.

1 comentario:

Paco dijo...

Descanse en paz.
Es un ejemplo para todos.
Por cierto, Blanca no es su hija, sino su hermana pequeña.